¿A que no lo dices?: Hipopotomostroesquipedaliofobia

Parece de chiste, pero no lo es. El miedo a las palabras largas se llama Hipopotomonstroesquipedaliofobia. Y a pesar de que podamos pensar que fue un graciosillo el que le puso el nombre a esta fobia, la culpable del nombre es la etimología: hipopoto (del griego) es grande, monstro es monstruoso, sesquipedali (del latín sesquipedalis) palabra grande, y phobos que quiere decir miedo.

miedo-titulo


Es irónico, pero así es como se define el miedo a pronunciar palabras largas y complicadas. Quienes lo padecen evitan mencionar cualquier término con estas características. Y por fortuna se han buscado sustitutos, aunque no parece que vayan a tener mucho éxito entre los hipopotomonstroesquipedaliofóbicos, pues son: sesquipedaliofobia o largsofobia. Con lo fácil que es decir: ‘es que soy parco en palabras’.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s